jueves, enero 29, 2004

Nunca aceptes ficheros de desconocidos

Habrá algún día en que estos virus, gusanos y plagas informáticas que nos atacan dejarán de tener sentido. Por el momento, la mayoría utilizan el correo electrónico para propagarse. Y como remedio eficaz sólo hay dos soluciones:

1) nunca lo hagas sin utilizar medidas de prevencion.
Es decir, si te comunicas, usa un antivirus.

2) nunca aceptes regalos de desconocidos.
Vamos, que no abras los ficheros o mensajes extraños que lleguen a tu correo electrónico.

Normas elementales de la vida cotidiana que se deben aplicar también a las relaciones cibernéticas.