viernes, mayo 28, 2004

Condenado a prisión por mandar 'spam'

Un hombre que envió millones de correos electrónicos basura (spam) ha sido condenado a una pena de hasta siete años de prisión. Según la noticia, "Howard Carmack, de 37 años y conocido como "El spamer de Buffalo", pasará un mínimo de tres años y medio en prisión por robo de identidades y falsificación, entre otros cargos".

A estos sí hay que perseguirlos. Y castigarlos con multas e incluso penas de cárcel. A ver si así conseguimos evitar que entre mensajes con virus y el maldito spam, sumen ya el 43% del correo electrónico en España, según publica hoy Cinco Días.